BIENVENIDOS AL BLOG DEL COMANDO-CENTRO-NEVASPORT

AQUI ENCONTRARAS LAS RUTAS Y KEDADAS DE BICICLETA DE MONTAÑA MAS ESPECTACULARES Y DIVERTIDAS DEL PANORAMA NACIONAL, CON FOTOS, VIDEOS Y NOTICIAS RELACIONADOS CON EL MUNDO DE LA BICI.

" " " EL ESFUERZO DE SUBIR MONTAÑAS HACE CRUJIR LOS HUESOS, PERO CORONAR HACE ILUMINAR EL ROSTRO Y EL ALMA " " "

" " " LAS AVENTURAS VERDADERAMENTE GRANDES SON AQUELLAS QUE MEJORAN EL ALMA DE QUIEN LAS VIVE " " "

martes, 26 de marzo de 2013

RUTA POR LOS EMBALSES, EL ATAZAR-EL VILLAR Y PUENTES VIEJAS. 2013


----RUTA POR LOS EMBALSES DE EL ATAZAR, EL VILLAR Y PUENTES VIEJAS----

Hola amigos, primera ruta primaveral del Comando-Centro en esta ocasión por la zona del Valle Bajo del Lozoya, situado en la Sierra Norte de Guadarrama. Donde el Río Lozoya y sus importantes aguas han convertido esta mancomunidad de grandes infraestructuras hidráulicas de presas y canales, en el recurso económico y natural más importante de la zona. El agua cada vez más escaso e imprescindible esta presente y en gran abundancia en estos embalses de Puentes Viejas, El Villar y El Atazar. Y de que manera señores, viendo como estaba hoy la zona y sobre todo la cantidad de agua, los madrileños tenemos las reservas de agua aseguradas para una buena temporada.
Y después de esta breve introducción vamos a lo verdaderamente importante de la mañana. Hoy importante era el regreso de Melero y Angelbiker a la disciplina del grupo..jejeje Ya se les echaba de menos después de tantos meses sin salir y esta la primera ruta del año para ellos. Importante también la ausencia de René que se lesiono la semana pasada en tierras cordobesas y se perderá alguna rutas más. Y a Pepe que sigue convaleciente también, desde aquí desearles una pronta recuperación a los dos.
Alguna ausencia más también pero hoy al final formamos un buen grupo. Nada menos que El Jefe, Mochilero, Angelbiker, Alfonso, Melero, Kiowa y yo, poco a poco vamos ampliando el grupo


Comenzábamos esta ruta de los embalse desde el pueblo El Berrueco "peñasco rocoso" así es lo que significa esta palabra literalmente. Pero hoy rocas veremos pocas, o a lo lejos, rodaremos practicamente casi toda la ruta por pistas y algún que otro sendero. Y sobre todo con el agua siempre muy presente en toda la ruta.
El primer embalse al que nos dirigimos es El Atazar el más grande de la Comunidad de Madrid, este esta a penas medio kilómetro de nuestro inicio de ruta.


Cogemos la pista que desciende hasta el para comenzar por la pista que lo rodea. El día anterior como ha estado lloviendo esta todo bastante encharcado, aunque hoy parece que vamos a tener suerte por como esta el día soleado. Hay algunas nubes no demasiado amenazantes pero la mañana es larga.


El famosa Senda Genaro incita a más de uno abandonar la pista y pedalear por sus estrecho canal.


Estrecho sendero que discurre por los bonitos y escondidos acueductos que casi pasan desapercibidos para el grupo.


Mochilero, Kiowa y Alfonso alternan la pista con el sendero, en algunos tramos no hay más remedio. Están encantados con pedalear por ambos, pero se encuentran con algunos obstáculos en forma de barreras que ni andando se pueden salvar.


Angelbiker y Melero prefieren no tentar a la suerte, continuar por la pista y reservarse para otro momento. Acabamos de comenzar la ruta e igual dice El Jefe, hay que guardar fuerzas que queda mucha ruta.



Abandonamos las inmediaciones del embalse ya que hay una zona muy escarpada y la pista hace un rodeo para salvarla. Esta nos deja en la carretera M-127 y Cañada Real de las Merinas compartiendo ambas camino hacia la Presa del Villar donde llegamos después de unos cientos de metros a coger un pequeño tramo de la senda.

  
La única opción posible es atravesar por carretera la presa para continuar la ruta. La gran cantidad de agua embalsada es tal que los rebosaderos la alivian constantemente.



Somos unos privilegiados al poder ver como esta presa rebosa agua por coronación que es como se conoce esta forma de desembalsar. Y lo hace por la garganta y paredes de la roca en la que esta construida la presa.



Esto no es muy normal de hecho en los últimos veinte años solo ha sucedido dos veces. Una en el año 2011 y otra este mismo, solo hace unos días que esto sucede, debido a que el embalse de Puentes Viejas que más tarde visitaremos y que esta aguas arriba, alivia agua al estar a su máximo de capacidad. Consultando la información del estado de los embalses de la zona, este del Villar permanece estable al 101,32%. Esto quiere decir que entra tanta agua como sale y el embalse de Puentes Viejas situado más arriba tiene superávit.



Asombrados con tal espectáculo no queda más remedio que aminorar la marcha y recrearnos un rato con estos momentos.


 Cuesta abandonar el lugar ya que las espectaculares imágenes y sobre todo el ruido de las aguas hacen difícil emprender la marcha.
Tenemos que continuar por carretera durante un kilómetro para volver a coger una pista que hay unos metros antes de la Cañada Real de las Merinas. Para acceder a la pista hay que superar varios obstáculos y es que cada vez hay más puertas al campo.


La pista transcurre por el Pinar de Casasola ganado poco a poco altura hasta llegar al albergue abandonado de Casasola. Siempre teniendo como referencia las aguas de los embalses, en esta ocasión el de el Villar al que nos dirigimos.


Hasta ahora solo habíamos tenido que pasar algunos charcos pequeños y algo de barro, pero este tramo de pista que más adelante enlaza con la cañada esta en algunos tramos intransitable.


Los charcos ya no son tal, si no ciénagas con un color marroncillo que harán las delicias de algunos del grupo. Tanta es el ansia de Alfonso y Angelbiker por coger la trazada buena que acaban los dos con los pies remojados.


La pista se esta poniendo cada vez menos ciclable por la cantidad de barro, agua y que decir de la numerosas roderas hechas por los vehículos. Esto nos obliga a rodar por los margenes de la pista no siempre siendo posible esto y tener que hacerlo por el agua y barro.


La pista que durante varios kilómetros presenta este estado por suerte no tiene nada de pendiente hasta antes de llegar al pequeño pueblo de Serrada de la Fuente. Donde mejora un poco su aspecto y podemos pedalear con más soltura. Bueno alguna que otra ciénaga tenemos que volver a pasar antes de llegar al Arroyo del Pozo de la Pila, uno de los arroyos más caudalosos que llevan sus aguas al embalse del Villar. En esta ocasión es Mochilero el que clava literalmente su bici en la ciénaga dejando esta hasta la mitad de barro y agua. A punto estuvo de rebozarse también el si no llega ha ser por el buen equilibrio que tuvo.    


Antes de llegar al pueblo de Serrada giramos hacia la izquierda por otra pista que nos llevara de nuevo hacia el embalse del Villar.


Un par de kilómetros de subidas y bajadas por las faldas de las montañas que rodean el embalse, todas ellas sobre los 1000 mts de altura. Las vistas según vamos ascendiendo son más espectaculares.


La pista en esta zona con algo menos barro nos da una tregua para encarar un tramo de subida hasta la cota más alta de la ruta de hoy. Después tenemos que hacer un poco de HURGUE para poder encontrar la dirección correcta ya que el track que llevamos de la ruta nos indica salir de la pista y coger una menos definida por una pradera.


Esta, a pesar de su manto verde también tiene tramos encharcados y de barro. El camino nos lleva hacía el Arroyo de las Quebradas pero el gps vuelve a indicarnos que hay que girar, con lo que tenemos que volver a subir un tramo para continuar por la pista buena.


Tardamos en encontrar el camino correcto, entre las zarzas estaba la portezuela por la que teníamos que continuar.


Muy cerquita de allí y de haber continuado por el camino del arroyo llegábamos al Azud de El Tenebroso una presa auxiliar construida para derivar la entrada de las aguas turbias de la Presa de Puentes Viejas a la de el Villar


Nosotros continuamos por la pista en dirección a la Presa de Puentes Viejas llegando al Alto del Tenebroso salvando una pequeña pendiente. Desde este alto tenemos unas vistas impresionantes de parte del Sistema Central con la Sierra de la Cabrera, Somosierra y Sierra de Ayllon entre lo más destacado.


Unos metros más abajo nos encontramos con las vistas del embalse de Puentes Viejas, pero no llegaremos hasta el de momento. Nos conformaremos con verlo en la distancia por que para llegar hasta  allí lo haremos pasando primero por el pueblo de Paredes de Buitrago.


Descendemos un tramo hacia el Arroyo del Hoyuelo sin llegar hasta la presa ya que el gps marca continuar por un pequeño sendero en dirección al pueblo


Una vereda poco definida que con ayuda del gps y algo de intuición conseguimos seguir, solo tenemos que buscar donde el terreno es más propicio para pedalear y llegar hasta el pueblo sin muchas dificultades dado que las fuerzas en el grupo van mermando.


Antes de llegar a Paredes de Buitrago, otra nueva valla o alambrada hace que tengamos que detenernos. Llevamos unas pocas en lo que llevamos de ruta, a pesar de lo incomodo que es tener que estar abriendo una tras otra, nos ayuda a reagruparnos cada vez que llegamos a una.


No paramos en el pueblo ya que nos quedan aun muchos kilómetros para terminar la ruta y nos queda que llegar aún al último de los embalses que nos queda que visitar. Un corto sendero aledaño nos saca del pueblo sin pisar sus calles por una fuerte rampa de tierra.


Esta pista es la que nos llevara hasta la presa de Puentes Viejas cruzando antes la carretera M-135 y cogiendo un sendero como mejor opción y así evitar el asfalto. Saliendo justo a la zona del aliviadero de la presa. Esta embalse actualmente esta casi al 100% tiene que aliviarse para estabilizar capacidades futuras, ya que continua lloviendo y hay mucha nieve todavía en las cumbres que derretirse cuando las temperaturas aumenten. De ahí que más abajo el embalse del Villar supere el 100% de su capacidad y el más grande de todos el Atazar del que depende los anteriores esta aún con el 74% de su capacidad, pero para ver este aliviando agua será difícil pero no imposible claro.


Un cuarto embalse el de Riosequillo más alejado también roza el 100% al que llegan las aguas del Río Lozoya pero este lo dejaremos para otra ocasión. Sería sumar muchos kilómetros a la ruta así que esa opción se la dejaremos a René para cuando este recuperado... jejeje


Nos quedan aún veinte kilómetros para completar la vuelta a estos tres embalses y no hemos parado todavía en serio a reponer fuerzas. Así que no habrá más remedio que hacer una parada algo larga para estirar un poco. Las lesiones últimamente se están cebando con el grupo y hay que evitar que haya más bajas


Continuamos por la carretera M-135 casi un par de kilómetros con un fuerte repecho para llegar a coger la vía pecuaria cerca del Carranchal. Allí el gps vuelve a indicarnos dejar la pista y tomar un sendero, este nos llevara hasta el pueblo de Manjirón.


Pasamos de largo sin parar ya que se hace tarde y no queremos llegar tarde a los coches. El Jefe tiene ganas de llegar con tiempo para tomar unas cervezas.
A la salida del pueblo y después de hacer un corto tramo de carretera nos desviamos a la derecha por una colada por los Prados de las Monjas. Ahí cogemos un tramo de la Senda Genaro muy divertido con unos tramos rápidos y algunos escalones pequeños.


Una vez más el gps nos indica salir de la senda para coger una pista ancha pero nos encontramos con una valla que nos impide continuar. Decidimos después de una larga deliberación si saltar o volver a la senda, se decide volver a la senda y buscar otra opción para acceder a la vía pecuaria. Al parecer en esta zona del Hospitalillo hay bastante movimiento con el tema ese de vallar via pecuarias y limitar el libre paso.
Continuamos por buena pista en dirección al pueblo de Navas de Buitrago pero una vez más el track que llevamos nos marca un cambio de dirección. En esta ocasión por otra nueva senda hacia unas dehesas, alejándonos un poco de la Cañada Real de las Merinas por la que creíamos nos llevaría de vuelta hacia El Berrueco punto de partida de la ruta.
  

Este nuevo desvío nos lleva hasta un descansadero y barrizal, pero eso ya nos da un poco igual hoy, para volver a tomar contacto con la Cañada Real. Dejándonos esta en el pequeño pueblo de Siete Iglesias. Una vez pasamos de largo sin parar por que se hará tarde si lo hacemos. Estos pequeños y tranquilos pueblos hay que visitarlos con detenimiento, la mayoría se dedican a la ganadería y agricultura.
Un giro a la izquierda a la salida del pueblo nos lleva por el Camino de Santillana de vuelta hacía el embalse de el Atazar. Esta larga pista con algunas cancelas más que abrir nos deja unas vistas espectaculares de la Sierra de la Cabrera por su parte norte con una capa reciente de nieve. El Pico la Miel y más a su derecha el Mondalindo


Teniendo este Camino de Santillana tanta importancia en su historia como zona fronteriza entre diferentes posesiones y límites territoriales, no podía faltar un castillo, o torre que vigilase en esos tiempos las escaramuzas entre un y otro marquesado por sus tierras.
La Torre de Mirabel (siglo XVI) servía exclusivamente para vigilar el furtivismo y la actividad en las dehesas y vivían solamente los guardas de la propiedad.


Desde aquí poco más de un kilómetro para llegar a las inmediaciones del embalse del el Atazar y volver desde aquí a las calles de el Berrueco por la pista del canal de embalse. Bueno cogimos un tramo de la Senda Genaro entre unas fincas para rematar la ruta, tramo muy bonito pero con algo más de barro que añadir a las bicis y sobre todo a nuestro cuerpo. Pero mereció la pena el final de ruta, eso si un buen remojón después de ver tanta agua no hubiera venido nada mal. Por que las bicis terminaron bastante guarrillas.
Al final no hubo esas merecidas cervezas, se había hecho tarde y el viaje de regreso cada uno a sus casas era largo. Otro día con más tranquilidad celebraremos nuestras buenas rutas que tiempo habrá. Salieron casi los 50 kilómetros y con tanta cancela y alambradas que abrir se perdió bastante tiempo...jejeje es que había muchas. Tardamos cerca también de la cinco horas en hacerlas.

Fotos de Mochilero y Josechu

MAPA Y PERFIL DE LA RUTA:

HASTA LA PRÓXIMA....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

.....................................................................................